CUCHILLO      HACHA      EQUIPO GRUPAL     EQUIPO PERSONAL      BOLSA DE DORMIR      MOCHILA       CARPAS      AGUA EN EXCURSION      AGUA EN CAMPAMENTO      HIGIENE      LETRINAS      LEÑEROS      HORNOS      COCINILLAS      LAMPARÍN

Letrinas y Urinarios

Letrinas:

Cuando vas de caminata y debes defecar utilizas un pequeño agujero hecho con el talón del zapato en un lugar oculto, que luego tapas con tierra.

Pero en un campamento de varios días en un mismo lugar esto no es suficiente, sobre todo si acampa toda una brigada (lease grupo grande) en el que muchas personas deberán ocuparse en el sitio adecuado. Debes primero buscar un lugar alejado, de preferencia oculto y lejos de caminos transitados, debe estar además lejos de las fuentes de agua para evitar toda posible contaminación.

Una vez elegido el lugar cavarás una zanja de aproximadamente medio metro de profundidad, un metro de largo y unos 20cm de ancho. Deja la tierra al lado, la cual debe ser echada a la zanja conforme se vaya usando, paralo cual debe haber cerca una paleta o pala. Debbes dejara  al mano además el Papel Higiénico (convenientemente cubierto) y luego rodear la letrina con un biombo o una cortina, que se puede hacer con unos palos y un trozo de manga de plástico. En la noche es útil poner una lámpara para señalar el lugar de la letrina, así será fácil de ubicar en la oscuridad.

 

Antes que se llene la letrina se debe cavar otra, y una vez llena la primera debe quedar esta bien tapada, pero dejando alguna señal preventiva para que, accidentalmente, nadie la pise y se ensucie.


Se puede hacer letrinas más "permanentes" si no las llenas de tierra, pero el olor sería terrible si no tomas precauciones. En este caso resulta útil echar al fondo de la zanja excremento de caballo, las bacterias que hay en esta se pasarán a las heces. Estas bacterias entre otras cosas, tienen la propiedad de evitar el mal olor. No debes permitir que se moje, menos debes orinar en la letrina, sino perderá su efectividad.

Urinarios:

Deben estar alejados de las fuentes de agua potable, para que no contaminen el agua por filtración. Cava un agujero y llénalo de piedras muy menudas al fondo y poco a poco vas haciendo mas grande el tamaño de este, lo suficientemente amplio para no fallar "la puntería". También desben estar convenientemente cubiertos.