CUCHILLO      HACHA      EQUIPO GRUPAL     EQUIPO PERSONAL      BOLSA DE DORMIR      MOCHILA       CARPAS      AGUA EN EXCURSION      AGUA EN CAMPAMENTO      HIGIENE      LETRINAS      LEÑEROS      HORNOS      COCINILLAS      LAMPARÍN

Bolsa de Dormir

Las bolsas de dormir o "sleeping bag" son de diversos tipos, de acuerdo a preferencias: por ejemplo las que se abren totalmente y se usan como frazadas o que se pueden empatar entre si para hacer una "bolsa de dos plazas". El mejor material de relleno hasta hace poco era la de pluma de ganso pues abriga más y pesa menos aunque en el mercado aparecen cada día nuevos materiales, hoy en dia existen materiales sintéticos que estan desplazando la pluma de ganso como la preferida.

Para que la Bolsa de Dormir sea realmente térmica debe ademas ser de forma de "sarcófago".

Puedes reemplazar la bolsa de dormir usando frazadas las cuales unirás doblándolas sujetándolas con imperdibles y luego, para mayor seguridad, puedes introducir los pies en un saco o en la mochila. En caso de climas extremos el uso de una "manga de plastico" resulta util para mantener la o las frazadas en orden y proporcionar un abrigo extra. Enrrolla la frazada y metela dentro de la manga de plástico. Es importante que sea solo una manga y no una bolsa: recuerda que tu cuerpo transpira naturalmente por todos lados y no solo por tu nariz y boca y debe tener ventilación completa. Una manga de plástico de 1m de ancho cuesta aproximadamente 3 soles el metro en Lima Peru y con un par de metros ya tienes suficiente para la cubierta exterior de tu bolsa improvisada.

ACOSTANDOTE:

Recuerda que debes revisar bien el terreno donde vas a dormir, evita las piedras y tal vez puedes confeccionarte hasta un "colchòn" de paja (depende de si te vas a quedar mucho tiempo a acampar en ese lugar). El aislarte de la humedad es igualmente importante, un trozo de plástico del tamaño de tu bolsa es suficiente si es que tu carpa no tiene piso o tal vez un poncho impermeable.

Hay quienes llevan al campamento un trozo de espuma sintética, hay quienes llevan colchones inflables.

En una experiencia mas personal ultimamente he estado acampando con mis hijos menores (he llevado a mi hija Miriel de campamento cuando tenía menos de una año) y me he visto en la necesidad de cargar colchonetas inflables: no las comerciales para camping (que si bien son adecuadas, son en cambio muy pesadas) sino mas bien las colchonetas para piscina (que pueden costar cada una desde un par de dólares), pesan poco y con buen cuidado duran bastante. Nos ayudan a aislar del frio y la humedad del suelo y nos ayudan a dormir mejor. Y si hay varias colchonetas que inflar un buen complemento es un inflador de globos (que en Lima Perú se encuentra desde S/.10.00). En climas muy frìos prestan un valioso servicio.

El inconveniente es que el desinflarlas totalmente toma un poco de trabajo (y tiempo) pero resulta compensado por los servicios que presta, pero Ojo, estoy hablando de "pequeños lujos" de campamento, que en la mayoría de los casos son totalmente presindibles.